Pascua del Enfermo 2020

NOTA DE PRENSA

LA DIÓCESIS CELEBRA EL DOMINGO LA PASCUA DEL ENFERMO CON UNA ORACIÓN ESPECIAL “POR LAS PERSONAS QUE SUFREN Y POR LAS QUE NOS CUIDAN EN ESTA PANDEMIA”

Se cierra así la “Campaña del Enfermo” que comenzaba el pasado día 11 de febrero en la Jornada Mundial del Enfermo con el lema “Acompañar en la soledad” y que se ha visto sacudida por los efectos de la alerta sanitaria

León, 15 de mayo de 2020

La Diócesis de León se suma este próximo domingo día 17 de mayo, Domingo VI de Pascua, a la celebración de la Pascua del Enfermo, cita que pone el broche de cierre a los actos de la ‘Campaña del Enfermo’ que se anima desde el Secretariado diocesano de Pastoral de la Salud y que este año se ha visto sacudida por la declaración del Estado de alarma y el cierre de templos que comenzaba el pasado día 15, en la semana en la que se celebraban en Santander las XL Jornadas Interdiocesanas de Pastoral de la Salud con el lema “Acompañar en la soledad”.

MOMENTO ESPECIAL PARA LA ORACIÓN

Según el director del Secretariado de Pastoral de la Salud, Ovidio Álvarez, “nadie podía imaginar que cuando comenzábamos esta ‘Campaña del Enfermo’ de 2020 íbamos a vivir esta situación de pandemia de forma tan cruda y dolorosa, con la soledad de los enfermos y sus familias, la soledad de los profesionales sociosanitarios en su realidad cotidiana, la soledad de nuestros ancianos en la ciudad, en nuestros pueblos y en las residencias, la soledad de los enfermos invisibles, mentales y de sus familias, la soledad que se ha hecho realidad vivida en el confinamiento en nuestros hogares, nade podía sospechar que esto podría llegar en este momento cuando este año el lema es ‘Acompañar en la soledad’”. Y ante estas circunstancias, desde el Secretariado de Pastoral de la Salud se ha enviado un subsidio litúrgico especial para que, según explica Ovidio Álvarez, “todos los sacerdotes recen en las eucaristías que hagan a puerta cerrada por esta intención, y que todas las personas recen por acompañar en la soledad, acompañar a todos estos hermanos y familias que han perdido a un ser querido y no han podido hacer un funeral y una despedida como hubieran querido y que nosotros los cristianos, como seguidores de Jesús a quien conmueven el dolor y la angustia de los enfermos, tenemos que ser conscientes de que cuidar, aliviar y sanar enfermos está íntimamente ligado al anuncio del Reino de Dios”.

Esta invitación a la oración por las personas que están sufriendo los efectos de la pandemia, que tendrá eco este domingo en esa llamada a la oración en la Pascua del Enfermo en los templos donde se celebren las primeras eucaristías, como sucederá en el caso de la Unidad Pastoral de Riaño y en la oración en familia que puedan realizar los fieles en sus propias casas al encontrarse todavía en situación de confinamiento, sintoniza con la indicación que ha realizado el obispo de León, Julián López al recordar que “como Iglesia compartimos el dolor de los que se han visto tocados por la enfermedad y elevamos nuestra oración por todas las familias y sus seres queridos fallecidos”

Los comentarios estan cerrados.